El arte de amar (Terapia de pareja)

"Empezamos a amar no cuando encontramos una persona perfecta, sino cuando aprendemos a ver perfectamente una persona imperfecta." Erich Fromm en su libro "El Arte de Amar" Quizás sea una de las principales causas de desestabilización... o mejor, hablemos en positivo, seguro que es la mejor y más satisfactoria fuente de placer... Ambas frases pueden ser usadas para definir una misma cosa, y seguro que a cualquier persona que preguntemos estará de acuerdo con cualquiera de las dos afirmaciones. Todo depende de como se construya, de como se inicie o de las expectativas con las que cada uno iniciamos un camino que sigue distintas etapas... enamoramiento; felicidad; realidad; frustración; egoísmo; rechazo; resignación... Amar es tanto un acto de generosidad como un acto de sacrificio. Se decide iniciar una vida a costa de sueños incumplidos, y cada miembro de la pareja necesitar ser convencido sobre los beneficios de tan colosal "sacrificio". La pareja es depositaria de anhelos, pero también es el sostén de la "deconstrucción" de cada uno de sus miembros. Doble problema, los miedos, las ansiedades, los caminos inconclusos y las fallas de esa adolescencia o infancia, se juntan en el mismo dormitorio, y lo peor se da cuando sale de ahí. No es una visión catastrófica, sino una radiografía de la realidad y de las distintas fases y los distintos obstáculos a los que se enfrenta cualquier pareja. Por norma general, somos capaces de salir airosos de las complicaciones con las que nos vamos topando en el camino recorrido junto a nuestra pareja, pero, a veces uno de esos obstáculos se torna insalvable y la relación por la que tanto se ha luchado, se tambalea. Puede que este obstáculo sea realmente insalvable pero la mayoría de las veces el verdadero problema es el cúmulo de falta de comunicación, círculos viciosos, actitudes que llevan a otras actitudes, rencores, intentos fallidos de cambiar a la otra persona, la rutina, problemas laborales y un gran etc., que poco tienen que ver con el “problema” que la pareja piensa estar afrontando. Tan sólo una pista, aunque pueda parecer lo contrario, en la mayoría de las ocasiones, el problema no es nuestra pareja, sino uno mismo. Esos círculos viciosos o esas actitudes que tanto gustan de echar en cara, sólo refleja la frustración de uno mismo, la incapacidad de reconocer qué es eso que le supone tanto malestar ¿Si tan desgaraciado/a me hace mi pareja, qué hago con el/ella? Las relaciones interpersonales son complicadas de por sí y siempre dependen de los miembros de dicha relación para funcionar bien, de ambos miembros. En el caso de las parejas, generalmente pensamos que es la otra parte de la que debe cambiar o la que ha generado el problemas sin que nosotros tengamos culpa o incluso, que tenemos justificación absoluta para nuestras actitudes. Maldita mentira. - ¿Dónde estabas? ¿No se te ha ocurrido avisarme? - Te dije que hoy tenia una reunión. - No me dijiste que llegarías tan tarde - Pensé que lo habías entendido, déjame en paz, no es para tanto. - ¿Qué te deje en paz? Perfecto. - Siempre estás igual. El anterior diálogo por simple que parezca, que es el reflejo del inicio de cualquier discusión que termina yéndose de las manos y generando un conflicto mucho mayor, debido generalmente, a que atribuimos malicia en los actos de nuestra pareja, creemos saber lo que piensa y siente y tomamos actitudes basadas en ese “conocimiento” que llevan a la otra persona a seguir las misma pauta, atribuciones maliciosas, adivinación del pensamiento y/o sentimientos y por último, actuaciones en consecuencia. ¡Que grande es el ser humano, capaz de leer e interpretar sin lugar a equívocos la mente de los demás! don divino que además poseen todos aquellos que tienen o alguna vez tuvieron pareja. Como mal menor, algunas parejas terminan delante de un psicólogo... "qué va a saber éste o ésta de como acabar con MI problema"... Generalmente ninguno de los dos miembros de la pareja puede definir "MI" problema. Tras la pregunta siguen 15 interminables minutos de reproches hacia el otro, que mientras hace que escucha prepara sus 30 segundos de respuesta y otros 15 minutos de ataques... Comunicación, dinámicas anómalas, rencor... mucho rencor... y después, llegamos al verdadero problema y su solución. Entre medias, sólo se pide una cosa, ganas de querer y de ser querido/a.
Игровые шаблоны DLE
Самая быстрая Диета
 

Últimas publicaciones

Conecta con nosotros

Síguenos en nuestras redes sociales y estarás informado de las últimas novedades

FacebookTwitter

Enlaces de interés

NOTICIAS DE INTERES

Entrevista: Juan José de Lanuza y Javier Lillo, La comunicación judicial Juan Jose de Lanuza Torres, Psicólogo Forense y Director del centro EASO junto a Javier Lillo, Criminólogo y experto en Coaching, visitan el plato d... More detail

CURSOS

Curso de Especialización en Psicología Forense La psicología forense es uno de los campos de trabajo más apasionantes y difíciles dentro de las ciencias del comportamiento. Lejos de antiguas dis... More detail
Curso de Psicología Forense El próximo mes de Diciembre de 2016 comenzará el Curso de especializacion en Psicología Forense que nuestro centro, junto a prestigiosos profesiona... More detail
Curso de Mediación Penal El pasado 10 de enero finalizó la primera convocatoria del Curso de Mediación Penal. Impartido en el Colegio de Abogados de Alcalá de Henares. El c... More detail
Está aquí: Home Blog El arte de amar (Terapia de pareja)